Por favor:

Alúmbrame  ahora que todo está oscuro y me quedo a ciegas.

Permíteme caer; nunca: el no volverme a levantar.

Muéstrame el sendero, hoy, que no  hay camino.

Haz que sonría aún sin dejar de llorar.

Enséñame a respirar; cuando ya no queda aire, ni respiro.

Oblígame a pelear.

No dejes que nunca me rinda; transmíteme seguridad  y ponme objetivos posibles de alcanzar para que puedas prometerme que esto tendrá final.

Dime dónde agárrame mientras caigo al vacío y no queda ni tan siquiera un clavo ardiendo

Iníciame  para dejar de sentir lo que es tan real.

Explícame como luchar sin armas, sin escudo, sin miedos mientras me suministras  la fuerza de manera que se pueda regenerar. Confirmándome con seguridad que nunca está todo perdido.

Con paciencia cuéntame que puedo cuando crea que ya no hay más que hacer.

Cuando haya completado la vuelta al mundo, felicítame pero haz que sepa, que eso es lo que debía hacer  y  no consientas que crea lo contrario.

Muchas gracias.

 

 

 

Anuncios